Este sitio en la red pretende ser un lugar de encuentro entre cuantos nos preocupamos por el futuro de los parajes más notables de la naturaleza. Creemos posible conseguir un desarrollo sostenible. De todo eso queremos hablar los abajo firmantes (*), y también acoger en estas páginas virtuales los comentarios y opiniones de los interesados en estas comarcas castellanas. Así es que, amigos y amigas, entren en este sitio y lean y escriban sobre sus preocupaciones y esperanzas.

martes, 5 de abril de 2011

Un euro por un pinar


Reproducimos a continuación el artículo de Antonio Sáenz de Miera publicado ayer en ABC:


Nada es gratis. Todo se acaba pagando, de una o de otra forma. No todo en la vida es dinero, es verdad, pero cuando pagamos por algo le estamos dando un valor. ¿Cuánto estamos dispuestos a pagar por la conservación de la naturaleza, por el medio ambiente, por evitar la destrucción del planeta? La contestación a esta cuestión, que no es meramente retórica, nos daría una buena prueba de la seriedad de nuestras convicciones, de hasta dónde alcanzan realmente nuestros compromisos cívicos. Aquí y ahora, en Madrid, para no irnos por los cerros de Úbeda, podemos tener una buena oportunidad de dar un testimonio tangible de nuestro interés por gozar a las puertas de nuestra ciudad de un Parque Nacional lleno de naturaleza, cultura e historia. Nos va mucho en ello pero nadie, por el momento, ha dicho lo que estaría dispuesto a sacrificar llegado el caso por ese lujo a nuestro alcance. ¿Lo que vale un sofá? ¿El precio de un ipod? Incluso algo menos, ¿un euro, por ejemplo? Quedémonos con una simple moneda de euro. Y no hablo por hablar. En el Parque Nacional que se está proyectando faltan, por el momento, dos pinares espléndidos. Uno de ellos, el bosque de Valsain, es de propiedad pública. El otro, el pinar de los Belgas, es de propiedad privada y su futuro es incierto. ¿Estarían dispuestos los madrileños a poner un euro en la bandeja para comprar ese magnífico bosque? El Parque Nacional, «nuestro» Parque, lo necesita. Y un euro, que no es nada, daría mucho juego. Demostraría que no se nos va la fuerza por la boca. Entre todos conseguiríamos que el pinar de los Belgas fuera ya de todos. Expresaríamos, con un pequeño gesto, nuestro compromiso con el paisaje serrano. Le daríamos valor. No es cuestión de dinero, es cuestión de saber qué es lo que verdaderamente queremos.

Antonio Sáenz de Miera.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Hacemos moderación en la publicación de los comentarios solo a efectos de mejorar la comunicación, sin corregir nada de lo expuesto y así lo mantendremos si se hacen con educación y autocontrol. Se ruega apliqueis el sentido comun y el buen ejercicio de la libertad de expresión.