Este sitio en la red pretende ser un lugar de encuentro entre cuantos nos preocupamos por el futuro de los parajes más notables de la naturaleza. Creemos posible conseguir un desarrollo sostenible. De todo eso queremos hablar los abajo firmantes (*), y también acoger en estas páginas virtuales los comentarios y opiniones de los interesados en estas comarcas castellanas. Así es que, amigos y amigas, entren en este sitio y lean y escriban sobre sus preocupaciones y esperanzas.

miércoles, 5 de marzo de 2014

Desdoblamiento de la N-110 entre Segovia y la N-I


Ante el anuncio de la inclusión en los planes del Ministerio de Fomento de una autovía de cuatro carriles por donde ahora va la N-110, desde Segovia hasta la conexión con la N-I, proyecto tan innecesario como destructivo, está circulando el texto que a continuación reproducimos. Puede ser utilizado para presentar alegaciones por aquellos que estén de acuerdo con las objeciones aquí recogidas. Las alegaciones habría que presentarlas en seguida, pues el plazo desgraciadamente termina dentro de muy pocos días. Se pueden presentar en:



Alegaciones al borrador del PITVI
Desdoblamiento de la N-110 entre Segovia y la N-I

La propuesta de desdoblamiento de la N-110 entre Segovia y la N-1 reúne tres rasgos que, considerados de forma conjunta, desaconsejan de forma clara su inclusión en el  PITVI:
1.      Una nula justificación desde el punto de vista de la intensidad circulatoria
2.      Un elevado impacto en una zona con un elevado valor ambiental y paisajístico
3.      Un serio perjuicio, a diversos planes de conservación y desarrollo puestos en marcha por la Comunidad de Castilla y León y por la Administración General del Estado.
Veamos ahora, en síntesis, los tres aspectos citados:
1.      Los datos de intensidad circulatoria recogidos por el propio Ministerio de Fomento revelan que el proyecto carece de justificación
El Ministerio de Fomento cuenta con dos estaciones que registran la intensidad de tráfico en el tramo de la N-110 que se planea desdoblar: en la primera, situada en el punto kilométrico 170, en las cercanías de Collado Hermoso, la intensidad media diaria de paso de vehículos, en 2012, fue de 3.447 (3.538 en 2011). La segunda estación, situada en el punto kilométrico 135,5, ya cerca de la N-I, registró una intensidad de tráfico aún menor: 2.103 vehículos diarios (2.2012 en 2011). La intensidad del tráfico muestra unas modestas variaciones a lo largo del año, siendo julio y agosto los meses de mayor tránsito.
Resulta chocante comprobar que el Plan Estratégico de Infraestructuras y Transporte (PEIT) que el propio Ministerio de Fomento elaboró en 2005 (antes de la crisis) tomaba como referencia para la creación de autovías una Intensidad Media Diaria superior a los 10.000 vehículos, cifra que diversos manuales de ingeniería de caminos elevan hasta 15.000. Sin embargo, los propios datos del Ministerio de Fomento revelan que el tráfico entre Segovia y el cruce con la N-I, La carretera N-110 no llega ni a una cuarta parte de esa cifra.
Cabe recordar que la creación de nuevas infraestructuras sin atender a las demandas reales de tráfico ha causado fiascos sonados, como la autovía Cartagena-Vera (que en algunos tramos registra cifras inferiores a los 1.500 vehículos diarios) y es el motivo principal de la quiebra anunciada de las radiales de peaje madrileñas, que, si nadie lo remedia, acabaremos pagando todos los españoles.
2.      Impacto ambiental y paisajístico (y, por extensión, económico)
La nueva autovía afectaría al sector mejor conservado del pie de monte de la Sierra de Guadarrama, con espacios de una elevada calidad ambiental y paisajística y poblaciones bien integradas en su entorno que, precisamente, hacen de ese atractivo una de las bases de su actividad económica, con actividades como el turismo rural o el ocio al aire libre.  La construcción de la nueva infraestructura conllevaría un deterioro irreparable e irreversible  de ese valioso patrimonio.
A parte del impacto sobre el paisaje, hay que destacar el que se produciría sobre la fauna silvestre. Recordemos que la fauna de la Sierra realiza desplazamientos periódicos de carácter altitudinal, descendiendo a las partes bajas en la época invernal o en episodios de fuertes nevadas y regresando a las laderas altas y las cumbres en las épocas favorables. La creación de una autovía por todo el pie serrano obstaculizaría los movimientos de la fauna serrana, comprometiendo de forma grave la conservación de los ecosistemas serranos.
3.      Dos proyectos públicos en entredicho: el Parque Natural de la Sierra de Guadarrama y el Parque Nacional de Guadarrama
El Parque Natural “Sierra Norte de Guadarrama” fue declarado por la Junta de Castilla y León en el año 2010 (LEY 18/2010, de 20 de diciembre). De acuerdo con la exposición de motivos
“Su notable riqueza y diversidad, tanto geológica y geomorfológica como vegetal y animal, así como su buen estado de conservación general hacen que, en conjunto, el espacio delimitado posea unas características naturales sobresalientes o muy destacables respecto a su entorno…”  
La misma exposición de motivos señala que
“La situación geográfica de este Espacio Natural juega un papel vital en la protección integral del conjunto de la sierra norte de Guadarrama, en el mantenimiento de la conectividad entre las distintas sierras que conforman el Sistema Central y en la defensa de los procesos ecológicos existentes entre esta área de montaña y la matriz territorial adyacente”.
La construcción de una autovía a lo largo de todo el pie serrano no parece la mejor forma de defender “los procesos ecológicos existentes entre esta área de montaña y la matriz territorial adyacente”.
El tramo de la autovía entre Sotosalbos y las inmediaciones de Navafría afecta de forma singular al Parque Natural, ya que lo dividiría en dos, desconectando la zona serrana con un amplio territorio, de elevado valor ecológico, que se extiende hasta las poblaciones de El Guijar y Arevalillo de Cega (ver mapa).
Por otra parte, la autovía afectaría gravemente al Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, creado por la Ley 7/2013, ya que al impedir los movimientos altitudinales de la fauna en la vertiente segoviana, dañaría gravemente su integridad ecológica haciendo difícilmente viable que este espacio cumpla el objetivo de “Proteger la integridad de sus valores naturales y paisajes característicos, y la funcionalidad de sus sistemas naturales que constituyen una muestra representativa de la alta montaña mediterránea”.
En definitiva, el desdoblamiento de la N-110 entre Segovia y la N-1 carece de la más elemental justificación desde el punto de vista de la intensidad del tráfico, provocaría un elevado impacto ambiental y paisajístico (y consecuentemente un evidente perjuicio económico a los municipios serranos) y heriría de muerte unos proyectos de conservación y desarrollo iniciados recientemente. Sin contar con que detraería unos recursos que resultan esenciales en otras áreas de la actividad pública.
Por estos motivos creemos que el proyecto citado debe ser descartado de forma definitiva y, por ello, eliminado del PITVI.
En el mapa adjunto se muestra cómo el tramo de la N-110 entre Sotosalbos y Galindez (línea roja) cortaría en dos el Parque Natural “Sierra Norte de Guadarrama”, declarado en 2010 por la Junta de Castilla y León y perteneciente en su mayoría a la red europea de conservación Natura 2000.
Mapa: Junta de Castilla y León






Aspecto actual de la carretera N-110 entre Collado Hermoso y La Salceda. Las mediciones efectuadas por el Ministerio de Fomento indican que la intensidad media de vehículos en este tramo es inferior a 3.500 vehículos diarios.



















Marqués de Tamarón.